Mitos vs Verdades: Explicando la controversia de la terapia de células madre

Lo invitamos a participar en una discusión sobre la terapia con células que podría cambiar algunos de sus puntos de vista. La terapia con células madre podría ser el tema más controvertido en la medicina actual, pero la controversia se extiende más allá de la medicina y se cruza con las creencias políticas y religiosas. Gran parte de la disputa es el resultado de información incorrecta y engañosa que en algunos casos se ha encargado de detener o enlentecer la investigación crítica necesaria para avanzar en este campo de la medicina.

La investigación celular comenzó a mediados del siglo XIX cuando los investigadores descubrieron que las células eran los componentes básicos de la vida. En la década de 1950 y 1960, los médicos habían realizado casi 200 trasplantes de células madre alogénicas en humanos, pero sin éxito a largo plazo. Luego, a fines de la década de 1960, las células madre se usaban con éxito en los trasplantes de médula ósea para tratar deficiencias inmunológicas, anemia aplásica y la leucemia.

Desafortunadamente, en la década de 1970, la investigación con células madre se desaceleró a medida que iniciaron los problemas políticos y éticos del aborto y la clonación humana. Ninguna ley federal prohibió completamente la investigación con células madre en los Estados Unidos. Sin embargo, las restricciones sobre el financiamiento y el uso limitaron la investigación respaldada por el gobierno. Los partidos políticos continúan en desacuerdo sobre cómo financiar la investigación con células madre. El gobierno federal de los EE. UU. asigna miles de millones de dólares cada año para la investigación biomédica, pero algunos legisladores argumentan que estos dólares no se deben gastar en financiar investigaciones que algunas personas consideran no éticas. Los legisladores continúan discutiendo sobre qué leyes se necesitan para controlar la investigación con células madre embrionarias, al mismo tiempo que permiten la investigación con otros tipos de células madre. Esto ha retrasado el avance de todas las investigaciones con células madre en un país como Estados Unidos,  que se ha presentado en múltiples ocasiones como líder mundial en investigación médica.

En los Estados Unidos, la FDA controla los estudios de fármacos; sin embargo, las células madre no son una droga farmacéutica o un producto alimenticio y deberían estar exentas de los mandatos de la FDA. En agosto de 2017, la FDA declaró que las células madre eran un medicamento y anunciaron que implementarían mayores controles sobre el uso de células madre. El objetivo de la FDA es garantizar que los pacientes estén protegidos y eso es importante. Desafortunadamente, debido a las regulaciones complicadas y la gran demanda, puede llevar muchos años obtener un estudio aprobado por la FDA; lo cual frustra a los investigadores y ralentiza el avance de la investigación con células madre.

Debido a la limitación de financiamiento por parte del gobierno de los Estados Unidos, las empresas y clínicas tuvieron que financiar de forma privada la investigación en éste país y en todo el mundo. Investigadores de América Latina, Corea del Sur, China e India lideran el avance de la investigación con células madre. La ventaja ha sido que la investigación con células madre si ha progresado; los datos muestran beneficios en pacientes con dolor crónico, lesiones graves y difíciles de curar, enfermedades neurodegenerativas, enfermedades cardíacas y diabetes. La desventaja ha sido que los estudios son más pequeños debido al financiamiento limitado y la poca accesibilidad de los pacientes. Desafortunadamente, para los pacientes, es difícil saber en qué fuentes confiar y cómo separar las realidades de los mitos.

 

7 mitos de la terapia con células madre:

Mito n. ° 1: La terapia con células madre es insegura

Falso: Stem Cells Transplant Institute es una clínica de células madre acreditada y aprobada por el gobierno local; asegurando un estricto control de calidad y las prácticas más seguras. Solo utilizamos células madre adultas autólogas derivadas de tejido adiposo. Esto elimina el riesgo de rechazo y el riesgo de contraer una enfermedad infecciosa transmisible de un paciente donante. Como cualquier procedimiento menor, existe un riesgo muy pequeño de infección en el sitio donde se recolecta la grasa y en el sitio de la inyección, pero minimizamos ese pequeño riesgo al practicar en condiciones estériles estrictas.

Mito n. ° 2:  La investigación con células madre no es ética

Falso: La investigación con células madre, como cualquier campo de la biomedicina, puede plantear problemas éticos , sin embargo, hasta el día de hoy la mayor controversia gira en torno al uso de células madre embrionarias,  los profesionales de Stem Cells Transplant Institute utilizan únicamente células madre mesenquimales adultas que están presentes en todos los tejidos y órganos de todo el cuerpo, lo cual descarta la utilización o manipulación de embriones. Usamos células madre adultas derivadas de tejido adiposo porque el tejido adiposo contiene la mayor cantidad de células madre, se ha demostrado en ensayos clínicos que es eficaz para tratar muchas enfermedades y se puede recolectar  provocando molestias mínimas para el paciente.

Mito n. ° 3: La terapia con células madre requiere un embrión humano

Falso: desde la década de 1970, la investigación con células madre embrionarias ha creado preocupaciones sociales y éticas sobre la investigación con células madre, pero otras fuentes de células madre incluyen la sangre del cordón umbilical y las células madre adultas derivadas de la médula ósea y el tejido adiposo. Los profesionales de  Stem Cells Transplant Institute utilizan las células madre derivadas de tejido adiposo propias del paciente a tratar. Se utilizan células adultas en  todas las terapias con células madre aplicadas.

Con fuentes alternativas, el debate ético sobre las células madre es cada vez menos relevante; Sin embargo, algunos investigadores argumentan que es importante continuar investigando todos los tipos de células madre, incluido el embrionario.

Mito n. ° 4: La terapia con células madre no se ha demostrado

Falso: hay una serie de estudios que han sido publicados que demuestran resultados positivos de terapias de células madre para enfermedades que incluyen: enfermedad neurodegenerativa, enfermedad inflamatoria crónica, enfermedad cardiovascular y diabetes. Los controles regulatorios y administrativos de EE. UU. continúan impidiendo el avance de la investigación con células madre en los Estados Unidos, por lo que muchos de los datos que respaldan la terapia con células madre provienen de otros países. Algunas personas dentro de los EE. UU. creen que solo los datos de EE. UU son válidos, pero esto es falso. La terapia con células madre ha demostrado que es capaz de :

  • Acortar el tiempo de curación
  • Reducir el dolor y la necesidad de medicamentos antiinflamatorios y analgésicos
  • Aumentar la fuerza muscular
  • Aumentar el rango de movimiento y la flexibilidad
  • Disminuir el daño a los nervios
  • Aumentar la producción de colágeno
  • Ayudar a construir nuevos tejidos de corazón y vasos sanguíneos y mejorar el flujo sanguíneo
  • Ayuda a curar las heridas de la piel y prevenir la formación de tejido cicatricial
  • Mejorar la función cognitiva
  • Mejorar el sueño y aumentar la energía

Mito n. ° 5: La terapia con células madre costará entre $ 10,000 y $ 40,000, o tal vez más

Falso: mientras que algunas clínicas se aprovechan de los pacientes que buscan tratamiento para enfermedades crónicas y debilitantes, clínicas como Stem Cells Transplant Intitute en Costa Rica buscan mejorar la calidad de vida de todos los pacientes y proporcionar terapias con células madre de máxima calidad y a un precio justo . Es importante que los pacientes investiguen adecuadamente los proveedores de atención médica para asegurarse de que la clínica brinde atención de alta calidad a un precio razonable.

Mito # 6: La terapia con células madre es la cura milagrosa

Falso: El poder de las células madre no es la cura milagrosa, pero el resultado que han demostrado estudios serios es sorprendente y la terapia con células madre es un tratamiento alternativo que puede beneficiar a muchos pacientes. Al igual que cualquier tratamiento, farmacéutico o quirúrgico, los resultados de los pacientes variarán y no todos los pacientes son candidatos adecuados para la terapia con células madre. Los profesionales de Stem Cells Transplant Institute han ayudado a muchos pacientes con problemas de salud debilitantes a mejorar su calidad de vida. La terapia con células madre es un tratamiento natural no invasivo, no quirúrgico que debe explorarse, pero ningún tratamiento médico es 100% efectivo. Es importante que el médico eduque al paciente sobre lo que puede esperar del tratamiento, para que tanto el paciente como el médico tengan metas y expectativas realistas.

A pesar de las restricciones reglamentarias y financieras, la terapia con células madre es un campo prometedor de la medicina. El Dr. Mesen, fundador y director médico de Stem Cells Transplant Institute, tiene una pasión para ayudar a sus pacientes. Ha construido la clínica sobre una base de investigación, innovación científica y atención personalizada para el paciente. Su objetivo es mejorar la calidad de vida de cada individuo que trata. Contáctenos hoy para saber si la terapia con células madre es adecuada para usted.

Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en email
Email